Categories
General

Jorge Lanata terminó su programa, con críticas al Gobierno por el coronavirus y el velorio de Diego Maradona

Jorge Lanata cerró el último programa del año de Periodismo Para Todos con críticas al Gobierno nacional por el coronavirus y por el velorio de Diego Armando Maradona en la Rosada. El programa regresará alrededor de mayo de 2021.
“La muerte de Maradona habla de nuestra necesidad de un líder a quien creerle, alguien que nos agarre de la mano y nos lleve al futuro. No le puedo creer a Alberto (Fernández), a la Justicia”, dijo Lanata pasadas las 23 horas de este domingo.Agregó: “Los boludos del año fuimos nosotros. Nos pusieron paranoicos (con el coronavirus). Alberto con un megáfono fue la imagen más despojada de poder que yo vi. Nos tocó a nosotros. Fuimos unos boludos”.Fue una referencia al multitudinario velorio de Maradona en Casa de Gobierno que terminó en descontrol y represión.A aquella escena, Lanata sumó un informe que repasó los meses de aislamiento por covid. Lo hizo al repasar, entre otros, el caso de Solange Musse, la joven enferma de cáncer que falleció sin poder despedirse de su papá por las restricciones en Córdoba.El editorialEn el comienzo del editorial, y luego de destacar la figura del ex futbolista como el “mayor ídolo popular”, el periodista habló de las “miserias y el aprovechamiento político” que hubo en la despedida en Casa Rosada.”La muerte de Diego dejó en evidencia todas las miserias que tenemos, el aprovechamiento político, la inoperancia del Gobierno, la mala educación, la violencia, el poder de las barras bravas, el odio por la autoridad…”, comenzó el conductor.​Siguió: “En un país con la mitad de la población en la pobreza, récord de muertos por Covid, desocupación, inflación y escuelas cerradas, ¿qué hizo Alberto el miércoles? Suspendió su agenda por tres días. O sea que todo es una buena oportunidad para no hacer nada, parece (Roberto) Baradel”.”Despues ofreció la Casa Rosada, un lugar cerrado, en plena pandemia, para hacer el velorio. Menos mal que es el presidente del gobierno de científicos, porque si no ofrecía el monoambiente de un amigo en Puerto Madero”, agregó con ironía.Tras insistir en la “utilización política” que hizo el Gobierno de la muerte de Diego, Lanata apuntó a los problemas en el operativo y los tumultos en medio de la pandemia por coronavirus. “Que el Gobierno mienta es normal. Ahora que mienta con algo evidente me parece terrible. Alberto dijo que no había habido ningún incidente en la Casa de Gobierno, y lo mismo dijo Sabina Frederic…”, aseguró Lanata. Y tras mostrar imágenes del patio de la Rosada, amplió: “Ahí tenés a la gente, ponías un mimo y un puesto de artesanías y parecía Plaza Francia”.

La multitud, en el último adiós a Diego Maradona. Foto Juan Manuel Foglia

Lanata puntualizó que durante la multitudinaria despedida, hubo representantes del gremio docente de Ctera. Y volvió a hacer hincapié en la mala organización del último adiós al Diez, teniendo en cuenta la cantidad de gente que había.”El velorio de Néstor duró dos días; el de Perón también duró eso. El de Evita duró 16 días. Era obvio que una figura mundial como Diego iba a convocar a mucha gente. El propio Gobierno decía que esperaba a un millón de personas. Ese millón se tenía que despedir entre las 6 y las 16. Supongamos que los tipos pasan al trote, pasarían 100 personas por minuto. En una hora 6 mil y en un día, 144 mil. O sea que para que pasaran un millón de personas, se necesitaban siete días. O sea que el Gobierno organiza un cumpleaños para chicos y contrata a un stripper”. El covid”Pasamos por todos los estados de ánimo en 2020″, dijo Lanata al presentar el informe de cómo impactó el coronavirus este año en el país, desde los estados de ánimo a la crisis económica.En ese sentido, el conductor de PPT recordó que cerraron 20 mil empresas en Argentina durante la pandemia y que la pobreza supera el 40%.Asimismo, sumó el testimonio de Jorge Geffner, docente e investigador UBA-Conicet, quien dejó una importante advertencia: “Durante 2021 vamos a tener que acostumbrados a vivir con el virus. Con la vacuna se termina la pandemia de este coronavirus, pero no hay posibilidad de que a futuro no tengamos otra pandemia”.”Nuestros gobernantes no nos pueden pedir nada”, cerró Pablo Musse, el padre de Solange, en el final del informe.

COMENTARIOS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Jorge LanataPeriodismo Para TodosÚltimas Noticias

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

Emoción, dolor y conmoción popular en el funeral de Diego Maradona: “Daaaale, viejo, esto parece un velorio”

Para el pueblo lo que es del pueblo.
Y Diego es del pueblo.Eso es lo que hay acá, lo que pasa acá, lo que se respira y transpira acá. Lo que se sufre y disfruta acá.Diego es del pueblo. Y el pueblo es el que está cruzando en la moto el Puente Pueyrredón con la camiseta del día del partido homenaje, la del día en que hizo catarsis popular y dijo que se equivocó y pagó.Diego es del pueblo porque el pueblo es Jerónimo, que tiene 7 años y una carta en su mano derecha que escribió ayer y que dice que le agradece a Diego por enseñarle a jugar al fútbol. Jerónimo nació cuando Diego llevaba más de 20 años retirado del fútbol.Kyliam Mbappé, que cambia su foto de perfil en Instagram por una de Diego no lo vio siquiera conducir La Noche del Diez, pero también está acá, como cada jugador que patea una pelota alrededor del mundo.

Lágrimas en Plaza de Mayo por Diego Armando Maradona. Foto Juan Manuel Foglia.

Diego es del pueblo porque debe ser el tipo que más trabajo dio en medio de una pandemia. Se venden los sanguches de salame y queso a 100 pesitos, hay gorros, banderas, hasta barbijos. Hay cerveza bien fría, hay agua y gaseosa, hay remeras con su cara, con su firma y con su número.”Diego, querido, el pueblo está contigo”, explota la multitud que desfila por la pasarela encallada. Es una peregrinación. Es la cancha. Sí, afuera es la cancha que el coronavirus frenó. Hay cacheos, hay gritos, hay controles policiales, hay gente que se cola, hay un par de arrebatadores, hay bombos y canciones.Y de repente, el silencio.Un embudo impactante. Da escalofríos.No hace falta que le pidan silencio a los hinchas cuando la fila enorme se va deshilachando y el ingreso a la Casa Rosada irrumpe con ese crespón gigante encima.Silencio.

Una persona con la camiseta de Boca y en silla de ruedas debajo de una bandera. Foto Juan Manuel Foglia.

No hay fotos. Nadie saca el celular de atrevido, nadie se hace el pícaro. Aquí vale un asterisco ante tantas torpezas periodísticas que vulneraron la intimidad de Diego ayer, hoy y siempre.El pueblo no. El pueblo lo respetó.Hacen la fila que ya llega no tiene punto de fuga. Peregrinan, celebran la vida del tipo que es como ellos pero la pegó y fue el mejor del pueblo en todo el mundo. Y cuando llegan al embudo, callan, respiran hondo.Diego es del pueblo porque en los puestitos de chori y paty suena cumbia. Porque cada tanto aparece Rodrigo para gritar por Maradó, Maradó.Diego logró que muchos hijos e hijas volvieran a hablar con sus padres y madres.Diego logró los abrazos viralizados entre los de Boca y los de River.

El abrazo sin grietas, hinchas de River y Boca lloran fundidos. Foto EFE.

Es Diego el que está en ese féretro.Sí, Diego se murió. No hace falta dibujarla con metáforas bíblicas, aunque un pibe ocurrente de la multitud saca una sonrisa hermosa cuando en un bache emocional grita con contundencia: “Daaaale, viejo, esto parece un velorio”.Un genio. Lo definió mejor que todos.Parece un velorio.Pero a su vez parece otra cosa, parece una fiesta, una celebración.El dolor de familiares, amigos y allegados es inmenso. Esa vueltita a ver a Diego por última vez es una piña de Tyson.”Diego no se murió, Diego no se murió, Diego vive en el pueblo…”, canta la gente que no se pregunta por horarios, por entornos, que no está para diferenciar entre la persona y el personaje, que no le interesa lo que digan los periodistas.Hasta que se muera la última persona que lo recuerde, Diego seguirá latiendo. Y el pueblo, eso sí que seguro nunca muere.

Mirá también

Alberto Fernández en el velorio de Diego Maradona: lágrimas, el abrazo con Dalma y Giannina y la camiseta de Argentinos

Jardín de Bella Vista: dónde está y cómo es el lugar donde van a enterrar a Diego Maradona

COMENTARIOS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Diego MaradonaMurió Maradona

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente