Categories
General

Shinzo Abe, primer ministro japonés más longevo en el cargo

Shinzo Abe, que dejó este miércoles su cargo de primer ministro de Japón por razones de salud, pasará a la historia por su audaz política económica y una intensa actividad diplomática, que dejan sin embargo la sensación de haber quedado inconclusas.El nacionalista y pragmático Abe, de 65 años, batió el récord absoluto de longevidad como primer ministro de Japón, demostrando una asombrosa capacidad para sobrevivir a numerosos escándalos.Su enfermedad intestinal inflamatoria crónica, una colitis ulcerosa, ya había sido una de las razones del final abrupto de su corto paso por el poder en 2006-2007.Abe volvió a la jefatura de gobierno como un salvador en diciembre de 2012, pero la enfermedad volvió a atacar y precipitó el final de su segundo mandato, que inicialmente iba hasta el otoño boreal de 2021.Abe se hizo conocer en el extranjero por su estrategia de reactivación económica, conocida como los “abenomics”, lanzada a partir de 2012, en la que mezclaba flexibilización monetaria, masiva reactivación presupuestaria y reformas estructurales.Registró algunos logros, como un alza de la tasa de actividad de las mujeres y las personas de mayor edad. También recurrió de manera más importante a la inmigración para enfrentar la escasez de mano de obra.Sin embargo, a falta de reformas realmente ambiciosas, este programa solo tuvo éxitos parciales, hoy en día claramente eclipsados por la crisis económica causada por la pandemia del coronavirus.- Estirpe de políticos -Abe ha estado preparado desde muy joven para ejercer el poder, marcado por la historia familiar de dos generaciones de dirigentes políticos antes que él.La gran ambición de Abe era revisar la Constitución pacifista japonesa de 1947, escrita por el ocupante estadounidense, y jamás enmendada.Como Abe construyó su reputación a partir de su firmeza ante Corea del Norte, deseaba que se admitiera constitucionalmente la existencia de un ejército nacional en lugar de las actuales “Fuerzas de autodefensa” japonesas. Y ello pese a que la Constitución estipula que Japón renuncia para siempre a la guerra.Quería un Japón capaz de defenderse militarmente sin arrastrar indefinidamente la carga del arrepentimiento frente a China y Corea del Sur, dos países que estuvieron ocupados por tropas niponas.En todo caso, bajo Abe, las relaciones de Japón con Corea del Sur se degradaron considerablemente en los dos últimos años, mientras que las de China han mejorado de forma ostensible.Por otra parte, Abe se adaptó a cada cambio de presidente estadounidense. Fue el primer dirigente en viajar a Nueva York para entrevistarse con Donald Trump, inmediatamente después de su elección a la presidencia en Estados Unidos, y compartía con él su pasión por el golf.Al mismo tiempo, Abe intentó no ofender al presidente ruso Vladimir Putin. Sin embargo, no pudo concretar su deseo de resolver el diferendo de las islas Kuriles (llamadas “Territorios del norte” por los japoneses), anexionados por la extinta Unión Soviética tras la Segunda Guerra Mundial, y jamás restituidas a Japón.- Desviar la atención -Abe, a menudo salpicado por escándalos que afectan a su entorno, supo aprovechar acontecimientos externos – disparos de misiles norcoreanos, catástrofes naturales – para desviar la atención y presentarse como jefe indispensable ante la adversidad.También se benefició de la falta de un rival de envergadura en el seno de su partido, el PLD, y de la fragilidad de la oposición, aún no recuperada de su desastroso paso por el poder entre 2009 y 2012.Pero su popularidad declinó desde el inicio de la pandemia del coronavirus, ya que el acciona de su gobierno fue considerado demasiado lento y confuso.Durante mucho tiempo se aferró a la esperanza de mantener los Juegos Olímpicos de Tokio en el verano boreal de 2020, que iban a ser el punto culminante de su mandato. Finalmente fueron postergados un año a causa de la pandemia, y su celebración sigue siendo incierta.bur-si-mac/etb/ia/me-mar/zm

Fuente

Categories
General

Yoshihide Suga, un nuevo primer ministro japonés símbolo de continuidad

Yoshihide Suga, electo este miércoles por el parlamento como nuevo primer ministro de Japón, es un hijo de agricultor considerado impenetrable pero encarna la experiencia, el pragmatismo y la continuidad política para suceder a Shinzo Abe, de quien era un fiel lugarteniente.Desde el anuncio a fines de agosto de la renuncia de Abe por razones de salud, la mayoría de las principales facciones del Partido Liberal Demócrata (PLD) se volcaron por Suga, un veterano político de 71 años.Suga contaba con el perfil ideal para lograr consenso en su partido: “Ha sido siempre una suerte de solitario silencioso dentro del PLD, capaz de llevarse bien con casi todo el mundo, sin demostrar una ambición personal o convicciones políticas fuertes”, según Yongwook Ryu, profesor auxiliar de la Lee Kuan Yew School of Public Policy de Singapur experto en Asia del Este.Suga sirvió y asesoró fielmente a Abe durante años. En particular tuvo un papel decisivo en su regreso al poder en 2012, tras el fracaso de su primer mandato como primer ministro en 2006-2007.Abe lo recompensó nombrándole secretario general del gobierno, un puesto estratégico.Suga asumió el papel de coordinador de políticas entre los ministerios y las numerosas agencias estatales y se ganó una reputación de buen estratega.- Trabajos ocasionales -Suga abogó entre otros para facilitar el trabajo de los extranjeros en Japón, un país que necesita mano de obra. También promovió un sistema de crédito fiscal para apoyar a las regiones rurales así como la reducción de tarifas de los operadores de telefonía móvil.Al tiempo que actuaba como portavoz del gobierno, Suga se convirtió en el rostro de la administración de Abe pero sin ser muy locuaz.Sus orígenes rurales que siempre evoca en sus discursos son una excepción dentro del PLD, dominado por herederos de grandes familias políticas.Hijo de un agricultor de fresas y de una maestra de la región de Akita (norte), Suga financió sus estudios en Tokio realizando trabajos ocasionales, en una fábrica de cartón o en un mercado de pescado de la capital, según su web oficial.Estudió derecho y enseguida se dedicó a la política, primero como asistente parlamentario de un político de Yokohama. A los 28 años fue elegido miembro del consejo municipal de esta ciudad, cercana a Tokio. En 1996 obtuvo un escaño como diputado por Yokohama, que todavía ocupa.- Sobriedad -Suga, casado y padre de tres hijos, se mantuvo hasta ahora muy discreto sobre su vida privada y se sabe que le gusta pescar y pasear y que no bebe alcohol.Su imagen pública, más bien discreta, se reforzó el año pasado cuando dio a conocer el nombre de la nueva era imperial de Japón ante todo el país. Desde entonces se le conoce afectuosamente como “tío Reiwa”.Los desafíos que le esperan son inmensos, desde la gestión del coronavirus hasta la recuperación económica del país, que ha caído en una profunda recesión, pasando por las relaciones diplomáticas a menudo tortuosas de Japón con sus vecinos chinos y surcoreanos.kh-mac/etb/pz/pc-mar/zm

Fuente

Categories
General

La derecha española enfangada en un escándalo de espionaje interno

La oposición conservadora española se encuentra sumida en un escándalo digno de novela policíaca, que podría salpicar al ex presidente Mariano Rajoy, a raíz de un informante de la policía que fue pagado con dinero público para espiar a un mando del partido de gobierno en posesión de secretos incómodos.El caso se conoce como ‘Kitchen’, el nombre de la operación policial ilegal que la justicia está investigando y que fue así bautizada por el sobrenombre del informador, ‘el cocinero’.El tal ‘cocinero’ era el chófer de Luis Bárcenas, ex tesorero del Partido Popular (PP). Fue reclutado para “obtener (…) información concreta sobre el lugar en el que Luis Bárcenas y su esposa ocultarían material documental comprometedor para dicho partido político y para altos dirigentes del mismo”, indica la fiscalía en el documento recientemente desclasificado.Bárcenas era entonces el protagonista de la ‘trama Gürtel’, un escándalo de financiación ilegal del PP a cambio de contratos públicos, que le costó al partido una condena judicial en mayo de 2018 y de inmediato la moción de censura socialista que destronó del poder a Mariano Rajoy.A cambio de sus servicios, el chófer de Bárcenas cobraba 2.000 euros mensuales de los fondos reservados del Estado, y recibió incluso la promesa de entrar en la policía.La investigación sobre la operación ‘Kitchen’ es una de las numerosas piezas abiertas por la justicia gracias al material incautado tras la detención en noviembre de 2017 del comisario José Manuel Villarejo, famoso en España por haber grabado sin su conocimiento y durante años a jueces, políticos y empresarios.- Dos ex ministros en la mirilla -La justicia se interesa especialmente por los roles que pudieron desempeñar el entonces ministro del Interior de Rajoy, Jorge Fernández Díaz -contra el que la fiscalía dice tener indicios “muy numerosos y concluyentes”- y la ex ministra de Defensa María Dolores de Cospedal, “afectada por documentación supuestamente comprometedora”.El caso podría alcanzar al propio Rajoy, ya que una de las conversaciones incluidas en la investigación entre el comisario Villarejo y el informante da a entender que Bárcenas tenía también documentos comprometedores para con el entonces jefe de gobierno.Los magistrados cuentan con la colaboración de un “arrepentido”, Francisco Martínez Vázquez, número dos del ministerio del Interior en el momento de los hechos.Incriminado en estos hechos, dijo el domingo al diario El País que desea “contarle al juez todo lo que [sabe]”.Según la fiscalía, ya hizo certificar ante notario los mensajes intercambiados con Jorge Fernández Díaz, demostrando que este último estaba al corriente de la operación.”Mi mayor error en el Ministerio fue ser leal a miserables como Jorge [Fernández Díaz] o Rajoy o Cospedal”, dijo en otro mensaje incluido en la investigación de la fiscalía.El caso llega en un mal momento para el PP, derrotado por el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) de Pedro Sánchez en las dos últimas elecciones legislativas de 2019, y perjudicado por el ascenso de la extrema derecha de Vox.El PSOE, en el poder gracias a la exitosa moción de censura contra Rajoy, y su aliado de gobierno, la izquierda radical de Podemos, han pedido la creación de una comisión parlamentaria de investigación sobre el caso ‘Kitchen’.”Desvía la atención en un momento en el cual el PP quería recuperar la unidad de la derecha”, y “centrar sus críticas sobre la gestión de la pandemia y de la economía del gobierno en los meses duros que se perfilan”, valora Antonio Barroso, analista del gabinete de análisis Teneo.- Tomar distancias -Con esto, el Partido Popular se enfrenta de nuevo a un viejo demonio, y es que “la corrupción ha sido el tema que ha portado votantes del PP a Vox y Ciudadanos”, un partido de centro-derecha liberal, recuerda Barroso.El líder del PP, Pablo Casado, intenta mientras tanto tomar sus distancias como puede. “No estoy aquí para arropar a compañeros de partido”; “caerá quien tenga que caer”, dijo este lunes en la radio COPE, añadiendo que “por ahora, no me preocupa”.La semana pasada, Casado recordó que en el momento de los hechos “no tenía ninguna responsabilidad en el partido”.mg/CHZ/avl/zm

Fuente

Categories
General

La derecha española enfangada en un escándalo de espionaje interno

La oposición conservadora española se encuentra sumida en un escándalo digno de novela policíaca, que podría salpicar al ex presidente Mariano Rajoy, a raíz de un informante de la policía que fue pagado con dinero público para espiar a un mando del partido de gobierno en posesión de secretos incómodos.El caso se conoce como ‘Kitchen’, el nombre de la operación policial ilegal que la justicia está investigando y que fue así bautizada por el sobrenombre del informador, ‘el cocinero’.El tal ‘cocinero’ era el chófer de Luis Bárcenas, ex tesorero del Partido Popular (PP). Fue reclutado para “obtener (…) información concreta sobre el lugar en el que Luis Bárcenas y su esposa ocultarían material documental comprometedor para dicho partido político y para altos dirigentes del mismo”, indica la fiscalía en el documento recientemente desclasificado.Bárcenas era entonces el protagonista de la ‘trama Gürtel’, un escándalo de financiación ilegal del PP a cambio de contratos públicos, que le costó al partido una condena judicial en mayo de 2018 y de inmediato la moción de censura socialista que destronó del poder a Mariano Rajoy.A cambio de sus servicios, el chófer de Bárcenas cobraba 2.000 euros mensuales de los fondos reservados del Estado, y recibió incluso la promesa de entrar en la policía.La investigación sobre la operación ‘Kitchen’ es una de las numerosas piezas abiertas por la justicia gracias al material incautado tras la detención en noviembre de 2017 del comisario José Manuel Villarejo, famoso en España por haber grabado sin su conocimiento y durante años a jueces, políticos y empresarios.- Dos ex ministros en la mirilla -La justicia se interesa especialmente por los roles que pudieron desempeñar el entonces ministro del Interior de Rajoy, Jorge Fernández Díaz -contra el que la fiscalía dice tener indicios “muy numerosos y concluyentes”- y la ex ministra de Defensa María Dolores de Cospedal, “afectada por documentación supuestamente comprometedora”.El caso podría alcanzar al propio Rajoy, ya que una de las conversaciones incluidas en la investigación entre el comisario Villarejo y el informante da a entender que Bárcenas tenía también documentos comprometedores para con el entonces jefe de gobierno.Los magistrados cuentan con la colaboración de un “arrepentido”, Francisco Martínez Vázquez, número dos del ministerio del Interior en el momento de los hechos.Incriminado en estos hechos, dijo el domingo al diario El País que desea “contarle al juez todo lo que [sabe]”.Según la fiscalía, ya hizo certificar ante notario los mensajes intercambiados con Jorge Fernández Díaz, demostrando que este último estaba al corriente de la operación.”Mi mayor error en el Ministerio fue ser leal a miserables como Jorge [Fernández Díaz] o Rajoy o Cospedal”, dijo en otro mensaje incluido en la investigación de la fiscalía.El caso llega en un mal momento para el PP, derrotado por el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) de Pedro Sánchez en las dos últimas elecciones legislativas de 2019, y perjudicado por el ascenso de la extrema derecha de Vox.El PSOE, en el poder gracias a la exitosa moción de censura contra Rajoy, y su aliado de gobierno, la izquierda radical de Podemos, han pedido la creación de una comisión parlamentaria de investigación sobre el caso ‘Kitchen’.”Desvía la atención en un momento en el cual el PP quería recuperar la unidad de la derecha”, y “centrar sus críticas sobre la gestión de la pandemia y de la economía del gobierno en los meses duros que se perfilan”, valora Antonio Barroso, analista del gabinete de análisis Teneo.- Tomar distancias -Con esto, el Partido Popular se enfrenta de nuevo a un viejo demonio, y es que “la corrupción ha sido el tema que ha portado votantes del PP a Vox y Ciudadanos”, un partido de centro-derecha liberal, recuerda Barroso.El líder del PP, Pablo Casado, intenta mientras tanto tomar sus distancias como puede. “No estoy aquí para arropar a compañeros de partido”; “caerá quien tenga que caer”, dijo este lunes en la radio COPE, añadiendo que “por ahora, no me preocupa”.La semana pasada, Casado recordó que en el momento de los hechos “no tenía ninguna responsabilidad en el partido”.mg/CHZ/avl/zm

Fuente

Categories
General

Honduras convoca a primarias para las elecciones generales 2021

El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Honduras convocó este domingo a las elecciones primarias en marzo para escoger a los candidatos que se disputarán la presidencia en las elecciones de noviembre del 2021.”El Consejo Nacional Electoral (CNE) convoca a los partidos legalmente inscritos para que en las elecciones primarias (…) elijan a los candidatos”, proclamó en cadena nacional de radio y televisión la presidenta de ese organismo, Ana Hall.La Ley Electoral vigente establece que el CNE debe convocar seis meses antes a “la práctica de elecciones primarias”, programadas para el 14 de marzo del 2021.Ya anunciaron celebración de primarias el oficialista Partido Nacional (PN derecha), el Partido Liberal (PL, también derecha) y Libertad y Refundación (Libre), que coordina el derrocado expresidente izquierdista Manuel Zelaya. Otros once partidos pequeños escogerían candidatos en asambleas.El CNE realiza la convocatoria en medio de un enfrentamiento entre los partidos que impidió ponerse de acuerdo para aprobar una nueva Ley Electoral que aleje el fantasma del fraude y de la convulsión social que estalló tras las elecciones de noviembre del 2019.Dicha convulsión, con bloqueos de calles que se prolongaron por más de un mes, fueron protagonizadas por simpatizantes de Libre, al alegar fraude del presidente Juan Orlando Hernández para lograr su reelección, debido al control que tenía el oficialismo de los organismos electorales.Libre y el PL pretenden que la nueva ley establezca que las mesas de la votación solo estarán integrados por los partidos mayoritarios y dos miembros de los partidos pequeños. Pero esas fuerzas sostienen que el oficialismo soborna a los delegados de los partidos pequeños para incidir a su favor en los resultados.También pretenden el uso de la huella dactilar digitalizada al momento de votar como forma de evitar que los oficialistas usen identidades de muertos o emigrantes para sumar votos a su favor.A criterio de la oposición, Hernández estaría planeando volver a lanzar su candidatura por tercera vez consecutiva, aunque el gobernante lo rechazó.”A esos líderes (de la oposición) díganles que ya no se pongan tan nerviosos, que yo ya no voy a ser candidato”, aseguró el presidente.nl/llu

Fuente

Categories
General

Elecciones regionales en Rusia en un clima delicado para el Kremlin

En un clima de protesta, con manifestaciones en el Lejano Oriente, la crisis económica y el presunto envenenamiento del opositor Alexéi Navalni, las elecciones locales en Rusia a partir del viernes serán más complejas que de costumbre para el partido del Kremlin.En 41 regiones, los rusos están llamados a elegir 20 gobernadores, asambleas regionales o municipales y cuatro diputados al parlamento.La votación tiene lugar de viernes a domingo para limitar el riesgo de propagación del coronavirus, pero los opositores temen que esto pueda facilitar el fraude.Normalmente las elecciones locales suscitan poco interés, ya que la abrumadora mayoría de las regiones parecen inevitablemente controladas por el partido de Vladimir Putin, Rusia Unida.Pero en algunos casos podría haber sorpresas para la máquina electoral del Kremlin.- “Totalmente en crisis” -Ante los problemas económicos acentuados por la pandemia y su reputación de clientelismo, el partido de Rusia Unida está cayendo en las encuestas, a un año de las elecciones legislativas rusas.A esto se añade la situación en la ciudad de Jabárovsk, en el Lejano Oriente ruso. Aunque no están previstas elecciones allí, desde hace dos meses Moscú no pudo poner fin a las grandes manifestaciones que denuncian el arresto del gobernador regional, elegido dos años antes frente al favorito del Kremlin.”Este partido [Rusia Unida] está totalmente en crisis y no ofrece la más mínima idea nueva”, dice el politólogo Alexander Kynev.En su opinión, el partido apuesta por la baja participación y quiere maximizar al mismo tiempo la de los funcionarios, que pueden verse obligados a votar a favor del partido en el poder.Según Kynev, el Kremlin también ha favorecido la aparición de cuatro partidos creados para “dividir el voto”.La oposición quiere aprovechar este contexto para ganar votos, sobre todo en las regiones remotas donde hay desconfianza hacia el poder de Moscú, acusado de interesarse sólo por las riquezas naturales de la periferia.El opositor Alexéi Navalni estaba en campaña en Siberia en agosto cuando fue víctima de un presunto envenenamiento.Estaba filmando dos investigaciones sobre la corrupción de las élites en Tomsk y Novosibirsk y había venido a la región para apoyar a los candidatos que se presentaban en estas ciudades.La región de Novosibirsk y su capital homónima son emblemáticas de las actuales elecciones regionales.- “Mayor libertad en Siberia” -“Por lo general, las elecciones se sabe como van a acabar, pero esta vez no, me encanta”, dice Serguéi Boiko, de 37 años, una conocida figura política de Novosibirsk, la tercera ciudad más grande del país.Boiko se unió a la oposición para oponerse a Rusia Unida y al Partido Comunista, que han unido sus fuerzas para compartir el poder en la ciudad y su región.La coalición Novosibirsk 2020 presenta a la asamblea municipal una treintena de candidatos y durante la campaña tuvo el apoyo de voluntarios y activistas del Fondo Anticorrupción de Alexéi Navalni.La organización del opositor publicó una investigación justo antes de las elecciones sobre cómo los diputados y funcionarios leales al poder se benefician de los contratos públicos.Boiko, un hombre de negocios que lo dejó todo en 2015 para entrar en la política, espera que otro factor vaya a su favor: “Históricamente hay una mayor libertad en Siberia, lejos del poder y de Moscú”.Pero sus ambiciones no están exentas de peligro. Algunos miembros de su alianza fueron agredidos y su cuartel general de campaña fue atacado.Un representante de Navalni fue golpeado por desconocidos en Chelyabinsk, entre los Urales y Siberia. Sin embargo no es suficiente para que Khelga Pirogova, miembro de Novosibirsk 2020, se rinda. Esta mujer de 31 años espera una victoria que sea “un modelo para toda Rusia”.Estos opositores quieren formar un grupo en la asamblea municipal con un programa basado en el acceso al transporte y la ecología en la ciudad, muy contaminada y expuesta a las consecuencias desastrosas del cambio climático para Siberia.rco/alf/ahe/pc/es

Fuente

Categories
General

Ciudad siberiana de Tomsk espera un despertar político tras envenenamiento de Navalni

Elena Bassova al principio no estaba convencida de que el opositor ruso Alexéi Navalni hubiera sido envenenado, pero tras haber visto su investigación sobre la corrupción de las élites locales de Tomsk, en Siberia, “todo quedó claro”.”Le han envenenado porque lucha por la verdad”, sostiene ahora esta vendedora de 33 años en un encuentro en una calle de esta ciudad, situada a 3.000 kilómetros al este de Moscú y famosa por sus casas de madera tradicionales.El 13 de septiembre, día en el que se celebran decenas de comicios locales y regionales en Rusia, Elena Bassova votará por el movimiento de Alexéi Navalni en las elecciones del consejo municipal.Alemania, donde Navalni se encuentra hospitalizado, afirma que el dirigente opositor fue envenenado con un agente neurotóxico a finales de agosto en Tomsk.Rusia rechaza esa hipótesis y acusa a Alemania de no colaborar en la investigación.El fundador del Fondo de la Lucha contra la Corrupción, especializado en las investigaciones sobre las élites y figuras cercanas a Vladimir Putin, acababa de terminar en Sibera el rodaje de dos investigaciones.En la de Tomsk, asegura que representantes de Rusia Unida, el partido del Kremlin, otorgan contratos públicos a las empresas que controlan en secreto. Acusaciones que las autoridades desmienten.Ksenia Fadeeva, de 28 años, es una de las últimas personas que vio al opositor antes de que se sintiera mal a bordo del avión que le llevaba de vuelta a Moscú.”Tras el envenenamiento, estuve conmocionada durante dos días”, cuenta la mujer que, junto a un aliado, se presenta a las elecciones en Tomsk, una novedad para la organización de Alexéi Navalni en esta ciudad de 570.000 habitantes, entre ellos numerosos estudiantes.Y espera obtener buenos resultados, pues el envenenamiento y la investigación de Navalni en Tomsk suscitó una ola de apoyo, estima la activista.Según ella, las autoridades locales comienzan incluso a “preocuparse de verdad” y a tomar en serio su candidatura.- “Sin poder” -Excluido del tablero político nacional, el equipo de Navalni cuenta con los comicios locales para desestabilizar a Rusia Unida, en caída en los sondeos.Dependiendo de la situación, se trata de presentar a sus candidatos o de apoyar a aquellos que tienen más posibilidades de ganar frente al partido del gobierno. Una estrategia que tuvo cierto éxito en Moscú en septiembre de 2019.Según Ksenia Fadeeva, el Kremlin intenta desde entonces garantizar una “baja tasa de participación”. “No hay ninguna campaña de comunicación oficial que llame al voto”, observa.Por lo que la candidata busca movilizar, yendo al encuentro de los habitantes en la calle, ante la imposibilidad de organizar mítines debido a las restricciones relacionadas con el coronavirus.En esta tarde, los transeúntes la felicitan y le desean buena suerte. Pero otro la increpa: “¡No cambiará nada!”, lanza el hombre.Pues el gran obstáculo que hay que superar es el de la desilusión. Alexandre Lunev, un emprendedor de 37 años, subraya que “hay pocas discusiones sobre el tema, en especial en las redes sociales. Muchos no entiende para qué sirven estas elecciones”.”Se le ha inculcado a la gente la idea de que no tiene poder”, lamenta Mitia Nemtsov, de 30 años, un voluntario que sigue una formación de observador electoral proporcionada por la organización de Navalni. “Hay esta idea de que la política es algo sucio”, añade.- Rebelión en las regiones -“Pero es falso”, continúa Lunev. “Los representantes locales también pueden solucionar cosas, como en Jabárovsk”, afirma.Desde hace dos meses, un movimiento de protesta trastocó esta ciudad del Lejano Oriente, donde grandes multitudes, que a veces alcanzan varias decenas de miles de personas, se manifiestan contra la detención de un popular gobernador de la oposición.Algo con lo que inspirar a los detractores de élites locales en otras regiones alejadas donde existe un resentimiento hacia la capital, acusada de acapararse de los recursos y dejar de lado a las provincias.”En Tomsk, hay muchos descendientes de personas deportadas o fusiladas [de la época soviética]. Esto también influye en nuestra relación con Moscú”, explica Viktor Muchnik, redactor jefe de TV2, un medio local de oposición.”Pero no diría que la oposición tiene grandes oportunidades. Solo veo la posibilidad de un voto de protesta”, añade.rco/alf/bc/zm

Fuente

Categories
General

Líder separatista catalán Puigdemont rompe con su antiguo partido

El líder separatista catalán Carles Puigdemont, presidente de esta región española durante el intento de secesión de 2017, anunció este lunes su ruptura con su antiguo partido PDeCAT, con quien mantenía discrepancias estratégicas desde hace años.En un tuit, el líder separatista, huido a Bélgica tras la independencia fallida, explicó que había comunicado a la dirección del Partido Demócrata Europeo Catalán (PDeCAT) “su decisión de darse de baja del partido”. Otros dirigentes de peso de la formación siguieron su ejemplo.El divorcio llega después de múltiples tensiones entre Puigdemont y parte de la dirección de este partido, que recelaba de la estrategia del expresidente de instigar la confrontación permanente con las autoridades españolas y de inclinarse a postulados de izquierdas alejados de su tradicional ideología de centroderecha.Nacido en 2016, el PDeCAT es la formación heredera de Convergencia Democrática de Cataluña (CDC), partido hegemónico del nacionalismo catalán durante décadas al que Puigdemont se había afiliado a principios de 1980.Considerado un verso libre dentro del partido, Puigdemont empezó a distanciarse de él tras la fallida secesión, con el lanzamiento en 2018 de una nueva formación bautizada La Crida con la que intentó aglutinar sin éxito las diferentes sensibilidades del independentismo.En julio, en un intento de desembarazarse de los dirigentes no afines de su partido, fundó otro bajo el nombre de Juntos por Cataluña, la marca que utilizaba recientemente el PDeCAT para presentarse a las contiendas electorales. Esto ha provocado una confrontación judicial entre ambas partes.Esta escisión se produce en una atmósfera preelectoral en Cataluña, con múltiples divisiones dentro del movimiento independentista, que carece de una estrategia política firme desde el fallido intento de secesión y el encarcelamiento o huida al extranjero de sus líderes.El presidente regional Quim Torra, afín a Puigdemont, anunció en enero la próxima celebración de elecciones ante las constantes discrepancias con su socio de gobierno, el partido separatista de izquierdas ERC, pero estas no llegaron a convocarse al estallar la pandemia del coronavirus.En una entrevista este lunes, el dirigente catalán, que podría ser inhabilitado por desobediencia por no retirar una bandera separatista de la sede del gobierno regional, evitó desvelar la fecha de su celebración.dbh/mg/es

Fuente

Categories
General

Presidente de México revive viejo pacto con militares para blindar su proyecto político

Con nostalgia y pragmatismo, el izquierdista Andrés Manuel López Obrador está reviviendo la vieja y polémica asociación entre poder político y fuerzas armadas, un pilar fundacional del México contemporáneo puesto al servicio de su prometida transformación del país.Con una violencia desatada tras 14 años de militarización de la lucha antidrogas, López Obrador prometía en campaña devolver la tropa a los cuarteles y castigar sus excesos. Hoy las fuerzas armadas son un socio clave.No solo les mantiene combatiendo a las mafias, sino que creó la Guardia Nacional -una policía militarizada que duplica en personal a la Marina- y cada vez los involucra en más labores: la construcción y administración de un nuevo aeropuerto o el reparto de ayudas sociales.Aduciendo la necesidad de frenar el narcotráfico y la corrupción, recientemente les entregó el manejo de puertos y aduanas, lo que precipitó la renuncia del ministro de Transportes, Javier Jiménez.”Tiene una muy buena relación con los altos mandos militares, les da todo”, dice Raúl Benítez-Manaut, experto en seguridad de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).Consciente de su férrea doctrina de subordinación a los mandatarios y rechazo al golpismo, el estamento militar curó heridas y hoy renueva el tradicional toma y dame con el poder civil.”Es un gobierno hiperpersonalizado y las fuerzas armadas son uno de sus instrumentos de lealtad”, añade Benítez-Manaut.- Pacto fundacional -El respeto al orden democrático es un mito consagrado en la historia oficial por los triunfadores de la Revolución Mexicana -a inicios del siglo XX- y que López Obrador, conocido como AMLO por sus iniciales, repite constantemente.La verdad tras la retórica patriótica surge en 1946 con el ascenso de Miguel Alemán, primer presidente civil del México moderno, y la consolidación del Partido Revolucionario Institucional (PRI), encarnación de los militares vencedores.Estos cedieron finalmente el poder a los civiles a cambio de privilegios, principalmente autonomía administrativa y financiera, que ejercen desde entonces con opacidad consentida. En retribución, respaldaron incondicionalmente las políticas del partido hegemónico.”El ejército posrevolucionario va a la par con la consolidación de un sistema político autoritario, clientelar, corrupto y represor”, apunta Erubiel Tirado, experto de la Universidad Iberoamericana.El pacto se prolongó hasta el ocaso de la era priista en 2000. En el camino, las fuerzas armadas ganaron el favor popular asistiendo a la población en desastres, haciendo labores sociales o construyendo viviendas.También persiguieron y ejecutaron a opositores políticos y ayudaron a perpetrar fraudes electorales, apuntan los académicos.Con la alternancia democrática, voces desde la academia y la sociedad civil han pedido reformar el papel de los militares y su relación con el poder.Los reclamos apuntan a excluirlos de la guerra antidrogas. Aunque ya participaban desde los años 1980, su mayor involucramiento en 2006 disparó la violencia.Desde entonces han sido asesinadas 293.336 personas, según datos oficiales que no precisan cuántas son víctimas del combate a las mafias.- Como el PRI, Cuba o Venezuela -Para Tirado, esta sangría y sonados casos de violación de derechos humanos llevaron a los militares a asumir un papel más deliberante para defenderse.Pero esto no ha mellado la confianza del pueblo en las tropas, un interesante activo para AMLO, con niveles de aprobación superiores a 50%.”Está imitando a los gobiernos del PRI del siglo XX que tenían en las fuerzas armadas un apoyo muy fuerte”, dice Benítez-Manaut.Pero la experiencia de gobiernos del continente que ampliaron el rol de los militares es inquietante.”Tenemos dos antecedentes muy importantes: Cuba y Venezuela”, dice Marcos Moloeznik, académico de la Universidad de Guadalajara.Para el investigador, invadir esferas de competencia es “pernicioso” porque provoca desgaste institucional, descuido de la propia misión y riesgo de corrupción.Expandir sus funciones “desnaturaliza a las fuerzas armadas” y no contribuye “al proceso de democratización”, anota Moloeznik.Aunque para los expertos este renovado acuerdo pudiera interpretarse como una deriva autoritaria de AMLO, la evidencia apunta más hacia la búsqueda de resultados rápidos con lealtad garantizada.jla/axm/lp/yow

Fuente

Categories
General

Lampedusa, símbolo de la cólera de la extrema derecha contra los migrantes

Bajo un sol de justicia, Ezio Billeci, un pescador italiano de la isla de Lampedusa, se cruza en el mar con un barco de migrantes y pide ayuda pero durante horas la única respuesta que obtiene de las autoridades es “esperar instrucciones”.Este caso resume el problema en las costas italianas: por una parte las oenegés denuncian las trabas a los migrantes que llegan cruzando el Mediterráneo y por otro la extrema derecha critica lo que considera una respuesta que considera demasiado permisiva del gobierno.Todo ello en un periodo sensible marcado por la pandemia de coronavirus.La mayoría de migrantes llegan desde Túnez, un país con una tasa de desempleo elevado e inestabilidad política.Pero Italia tienen sus propios problemas, como la importante recesión económica, que suscita resentimiento contra los llamados migrantes económicos.Giorgia Meloni, jefa del partido posfascista Fratelli d’Italia (FDI), una de las figuras en auge de la extrema derecha, acusa a la coalición gubernamental del Movimiento 5 Estrellas (M5S, antisistema) y el Partido Demócrata (PD, centroizquierda) de haber obligado a los italianos a confinarse y dejar que lleguen los migrantes de cualquier manera.”Tienen el descaro de perseguir a la gente con drones en las playas y ahora permiten a miles de inmigrantes ilegales entrar en Italia (…) y violar la cuarentena, deambulando infectados”, dijo en el parlamento.En los últimos días, varios casos de evasión de centros de acogida superpoblados hicieron temer a la población local que los migrantes que no respeten la cuarentena puedan propagar el virus en toda Italia.- “No hay crisis” -Sin embargo, según la exalcaldesa de Lampedusa, Giusi Nicolini, que ganó el premio de la Unesco por la paz en 2017 por sus esfuerzos a favor de los migrantes, “no hay crisis”.”Dicen que estamos invadidos [por los migrantes] con objetivos políticos”, afirmó en una entrevista esta semana al periódico La Stampa.Una fotografía ampliamente difundida que muestra a una familia tunecina con sombreros de paja y maletas llegando en barco con un caniche ha servido para alimentar la campaña de la extrema derecha contra los migrantes.”Los migrantes clandestinos llegan en masa, incluso con caniches que claramente se escaparon de los campos libios”, ironiza Matteo Salvini, el jefe de La Liga (extrema derecha), el principal partido italiano, que será juzgado por haber bloqueado en el mar varios navíos que socorrieron a migrantes el año pasado, cuando era ministro del Interior.Según las cifras del gobierno italiano, casi la mitad de los 11.191 migrantes que llegaron a Italia este año hasta el 24 de julio salieron de Túnez y cerca de 4.000 son tunecinos.Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur), más de 2.000 migrantes llegaron la semana pasada, más del doble que la semana anterior.El ministerio del Interior italiano reconoció que la crisis económica provocada en el norte de África por la pandemia de covid-19 “alimentó un flujo excepcional de migrantes económicos” mientras que el virus complicó la gestión de las llegadas diarias.Luciana Lamorgese, ministra del Interior, indicó el miércoles que el ejército iba a vigilar los centros de acogida y que dos navíos de 600 plazas cada uno estarán pronto disponibles para los migrantes en cuarentena.Según Ezio Billeci, el pescador de Lampedusa, los pescadores italianos que se cruzan con barcos de migrantes más allá de 12 millas náuticas de las costas “tienen en teoría que mirar hacia otro lado”.”Pero no puedo hacerlo, no puedo. Hay que salvar las vidas en el mar. Punto final”, dice a la AFP.bur-ljm/gab/jhd/pc/af

Fuente