Categories
política

Entre el rechazo opositor y las demoras del oficialismo, la Ley Pandemia no llega a votarse antes de que venza el DNU de restricciones

Entre la resistencia de la oposición, la demora en la renovación del protocolo virtual y la negociación para conseguir los números, Diputados ya no llega a tratar la Ley Pandemia pedida por Alberto Fernández antes del viernes en que vence el DNU de restricciones. Pero en el Frente de Todos ahora aseguran que tienen los votos y apuestan a tratarla el martes que viene.

Dispuesto a dejar de pagar el costo político de cada medida por decreto, el Presidente buscaba que la ley, con parámetros sanitarios, las automatizara en todo el país. La ley fue aprobada rápidamente en mayo, y con modificaciones, en el Senado, donde el FdT tiene mayoría propia. Pero en Diputados se estancó.El Gobierno insistió. “Tenemos expectativas de que se trate esta semana y que logre la sanción”, declaró el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, esta semana en Página 12. Pero eso no ocurrirá.La semana pasada no hubo sesión porque el titular de la Cámara baja, Sergio Massa , estuvo de gira por Estados Unidos. El lunes fue feriado y este miércoles vence el protocolo de funcionamiento virtual necesario para sesionar.Juntos por el Cambio todavía no lo firmó y si bien el oficialismo asegura que sin su firma igualmente se puede convocar a una sesión, se espera que haya una reunión de jefes de bloque, esta tarde, con Massa para destrabarlo sin fuego mediático y negociar los temas que vienen. La postura más dura de ese interbloque la tiene el PRO que pide 100% presencialidad (estaban elaborando un listado de cuántos diputados vacunados ya hay) y su jefe Cristian Ritondo asegura que no va a firmarlo si no es a temario cerrado. Es decir, si el Frente de Todos no confirma qué proyectos quiere votar.Ese temor lo comparten los otros opositores que no quieren que se trate, principalmente, el Ministerio Público Fiscal y tampoco la Ley Pandemia, a la que catalogan de “inconstitucional”. Como ambas tienen dictamen, están listas para ir al recinto.”La firma para su renovación empezó a circular el fin de semana. Todos menos JxC que apostó a dejar vencer el protocolo para no sesionar”, señalaron desde el Frente de Todos. “Nadie del oficialismo no contactó para consensuar la renovación como se hizo siempre”, retrucan en Juntos por el Cambio.Lo cierto es que con o sin protocolo consensuado, los tiempos ya no dan para convocar a una sesión el jueves ni viernes porque los legisladores y trabajadores que entran al recinto empiezan a hacerse dos días antes los test de PCR. Y los legisladores tampoco fueron alertados para viajar.”Ya tenemos los votos”, aseguran cerca de Massa y apuntan a que haya sesión el martes que viene.Con el rechazo del lavagnismo, de los cuatro cordobeses que responden al gobernador Juan Schiaretti y de la neuquina Alma Sapag (MPN), la cuenta es muy ajustada para conseguir la aprobación.Incluso sectores del oficialismo la daban por sepultada con satisfacción. Es que muchos gobernadores del propio Frente de Todos prefieren que no se apruebe. En las últimas semanas, con los criterios que establece la ley muchos distritos tendrían que haber cerrado actividades que estuvieron abiertas estos días.

Mirá también

Cristóbal López pisa fuerte en la interna de Chubut y ya impuso un candidato que es asesor de Alberto Fernández

Rusia salió a explicar por qué falta el segundo componente de la vacuna Sputnik V

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

PandemiaSergio Massa

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

WhatsApp permitirá revisar los mensajes de voz antes de enviarlos

Una muestra de que hasta lo más simple se puede complicar es la grabación de los mensajes de audio de WhatsApp. Muchas veces de forma involuntaria se termina por enviar un mensaje vacío. Para solucionar este inconveniente, la plataforma tiene en proceso de desarrollo una nueva función que permitirá, cuando se publique, revisar los mensajes de voz antes de enviarlos.
Con esta modificación, cada vez que se grabe un mensaje, antes de la confirmación definitiva, aparecerá un botón con la posibilidad de revisarlo.Al pulsarlo, el usuario podrá escuchar lo que ha grabado y decidir si lo envía o, por el contrario, lo destruye para grabar otro nuevo. La app de mensajería ya tenía una posibilidad de acceder a una previa de los mensajes, pero activarla era un proceso muy engorroso.Lo más sencillo para conseguir revisar lo grabado era cambiar de chat o de aplicación, de forma que el recuadro de grabación se queda parado y permite revisarlo.

En realidad, la posibilidad de revisión de la grabación ahora depende de que ocurran cosas que la interrumpan.Esa fue una actualización que WhatsApp lanzó en el 2018 para volver a escuchar lo grabado cuando se producían situaciones como recibir una llamada, cerrar la app, quedarse sin batería, cambiar de chat o ver una imagen o un vídeo.Con la nueva actualización, que no tiene una fecha de lanzamiento prevista y de la que se desconoce si llegará a iOS y a Android al mismo tiempo, se soluciona la ausencia de una función lógica que debería haber estado disponible desde el primer momento.Fotos y video Esta semana, ya confirmado, se puso en marcha la función que mejora el envío y la recepción de los mensajes de fotos y videos en los hilos de mensajes de los chats y se verá más parte más de la imagen. La misma, ya está disponible con descargar la última actualización de WhatsApp.
Photos and videos in WhatsApp are now even bigger, so no one will be left out of the picture! That’s the perfect reason to smile 😄 pic.twitter.com/2lzG5jLTKz— WhatsApp (@WhatsApp) April 30, 2021
¡Las fotos y vídeos en WhatsApp ahora son aún más grandes, por lo que nadie se quedará fuera de la imagen!”, con ese mensaje, la plataforma ha anunciado esta pequeña mejora en la app.Estos nuevos cambios que lanzó WhatsApp ya fueron adoptados en otras redes como Twitter, que implementó una actualización parecida hace poco tiempo, lo que permite visualizar las imágenes compartidas en tweets por ejemplo, con un tamaño mayor en el inicio.Otros cambios Cifrado en la Nube. Ahora las copias de seguridad del historial y los archivos multimedia almacenados en las nubes de los usuarios tendrán funciones de encriptación y protección con contraseña, y se registrarán tanto en iOS como en Android.Mensajes de 24 horas. La aplicación, ya cuenta con la posibilidad de mandar mensajes que desaparecen tras siete días, pero este período de tiempo no ofrece ningún tipo de flexibilidad ni configuración. WhatsApp ya está trabajando en una opción que permita a los usuarios enviar mensajes que se autodestruyan cada 24 horas.Fotos efímeras. Esta función ya existente en Instagram, uno de los grandes productos de la empresa Facebook, también se hará un hueco en la aplicación de mensajería instantánea.SL

Mirá también

Windows 10: todo sobre la nueva actualización del sistema operativo de Microsoft

Cómo borrar todos los mensajes del teléfono celular: SMS, WhatsApp, Instagram y Facebook Messenger

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Whatsapp

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

Para un ex director del FMI, “poner las elecciones antes de los intereses del país tendrá un costo muy alto”

Paris (corresponsal).- El FMI no quiere esperar hasta las elecciones para un acuerdo pero quiere un consenso con la oposición. Aunque Argentina podrá negociar en mejores condiciones esta vez porque el acuerdo del 2018 fue simplemente “políticamente motivado”. Un producto de las presiones del presidente Donald Trump sobre el organismo y su vínculo con el ex presidente, Mauricio Macri. Argentina debería haber hecho “una restructuración light” y haber “reperfilado” la deuda en ese momento. La pandemia no es buena para nadie pero es más difícil mandar a un país al default en pleno Covid. Un elemento a tener en cuenta por el negociador.
Estas claras definiciones son de una voz autorizada. Héctor Torres, diplomático jubilado, abogado, especialista en temas macro económicos, fue el representante argentino ante el FMI y director ejecutivo de ese organismo. Entre el 2004 al 2008 y el 2016 al 2017 por Argentina y entre el 2013 y el 2015 por Brasil. Consejero de la Organización Mundial de Comercio, es profesor invitado en El Colegio de México, la Queen University de Canadá y la Universidad Di Tella en Buenos Aires. Es Senior Fellow del Center for International Governance Innovation en Canadá. Sabe exactamente lo que piensa el FMI y sus funcionarios en relación a la Argentina. Desde Ginebra, donde trabaja y vive y, cuando puede, nada en el lago Leman junto a su esposa, conversó con Clarín.-¿Argentina puede entrar nuevamente en default?-Es difícil eso. Por lo menos con los privados, porque los pagos están empujados con la reestructuración. Tenemos un vencimiento importante con el club de París y tenemos vencimientos importantes con el Fondo Monetario Internacional. La posibilidad teórica está. Creo que el Gobierno va a tratar de evitar el acuerdo con el Fondo. Yo creo que es inevitable. Podríamos haberlo hecho antes y hubiera sido muy deseable que se hubiera hecho antes por varios motivos. Digamos que un país no puede tener un horizonte tan corto como las elecciones de octubre y después no se sabe. Es mejor generar un horizonte económico de previsibilidad y no que los inversores o la gente que pueda tomar decisiones en materia económica para crear empleo se hagan la pregunta que vos estás haciendo a muy pocos meses de haber reestructurado la deuda externa. La pregunta no debería existir.-¿El FMI va a tener paciencia hasta después de la elección para firmar el acuerdo? ¿Y bajo qué condiciones?-Los tiempos del acuerdo con el FMI los pone el Gobierno. Los vencimientos que tenemos hasta este año son relativamente pocos. Están muy concentrados en los años 22 y 23. Este año uno puede imaginar que, con estos golpes de suerte que hemos tenido, como la soja arriba de los US$ 500 y la expectativa de una repartición de nuevos Derechos Especiales de Giro, pueden tocar unos US$ 4.400 millones aproximadamente. Con todo eso, y si no hay olas y el barco es más o menos estable, uno podría decir que el Gobierno gana tiempo como para postergarlo hasta después de octubre. Pero obviamente a un costo de oportunidad muy alto por varias razones. Tenés una economía en vilo, un rebote económico, porque están levantadas las cortinas de negocios, la gente empieza a consumir de nuevo y a producir de nuevo. Entonces ese rebote se podría traducir -si hubiera un horizonte económico más claro- en mayor inversión y mayor creación de empleo. Eso es un costo de oportunidad muy alto. El otro costo de oportunidad muy alto es que nos estamos perdiendo un momento en el cual los mercados de capital tienen tasas de interés en niveles históricamente bajos. Hay un costo muy alto en poner las elecciones antes de los intereses del país.El pedido del FMI: consenso con la oposición​-El ministro Martín Guzmán dijo que quería que la oposición fuera parte de estas negociaciones porque discutirían política de Estado. Con eso trató de explicar por qué el Fondo preferiría una firma después. ¿Usted cree que ese consenso con la oposición es un requerimiento del Fondo Monetario o es una decisión del Gobierno?-Yo creo que no es cierto que el Fondo quiera que el acuerdo sea después de las elecciones. Creo que quiere un consenso con la oposición. Pero eso no quiere decir que el Fondo quiera que la Argentina espere hasta después de las elecciones. En realidad, la búsqueda del consenso es un pedido del Fondo y se explica porque vamos a un programa de 10 años. Es un programa que va a requerir reformas estructurales que este gobierno puede empezar, pero en ningún caso concluir. Tienen que ser reformas continuadas por el próximo gobierno. Por eso es importante que se trate de políticas de Estado, como decía Guzmán. Políticas que el próximo gobierno quiera continuar y no diga: “Yo no me siento comprometido con esto”. Por eso es que hace falta. Ahora, que el Fondo está pidiendo que sea después de las elecciones, no me parece cierto.-¿Usted cree que la oposición está lista para asumir este costo?-Creo que estamos haciendo todo lo necesario como para que ese consenso no llegue. Veo una polarización creciente en la Argentina, tanto por parte de discursos un poco exageradamente militantes por parte del Gobierno y respuestas acordes del lado de la de la oposición. Es difícil decir quién empieza y quién termina. Esto es un círculo, que no lleva justamente a la posibilidad de tener un país en el cual sepamos a dónde queremos ir y nos pongamos de acuerdo. Es perfectamente posible llegar a acuerdos. Pero obviamente hacen falta las partes que quieran tener ese acuerdo. No se trata solo de la oposición, sino también de las fuerzas vivas de la Argentina. Se trata de la sociedad civil, de construir consensos explicando las reformas que hacen falta, por qué hacen falta y cómo se van a implementar de forma socialmente responsable. Eso no es solo un tema para discutir con Juntos por el Cambio.-¿Cómo es visto desde el Fondo Monetario este problema de doble comando, que existe en el Gobierno entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner? ¿A quién escuchan?-Es difícil para mí decir hasta dónde las diferencias entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner existen. El propio Presidente se encargó varias veces de decir que son lo mismo. Lo que veo es que en el espacio político del Gobierno hay sectores radicalizados que normalmente responden a la Vicepresidenta y menos radicalizados que están un poco más cerca del Presidente. Si hay desinteligencias entre el Presidente y la Vicepresidenta cuando hablan, la verdad es que yo no lo puedo decir.Un acuerdo difícil con el FMI-¿Cómo observa todo este escenario político el Fondo?-Yo no soy un vocero del Fondo. Lo que yo puedo decir es mi impresión de lo que hablo con ex colegas o lo que leo que me mandan. Lo que dijo Alejandro Werner recientemente me pareció un acto de sinceridad. Están un poco perplejos. Guzmán aparentemente tiene un discurso razonable, articulado, con el cual se puede entender. Pero al lado de ese discurso razonado y articulado, aparecen gestos que no parecen coincidir con eso que quiere Guzmán. Creo que eso juega en contra de Guzmán. El Gobierno quiere postergar el acuerdo hasta después de las elecciones por razones electorales. Pero también quiere evitar cimbronazos en el mercado y, para eso, es un equilibrio muy inestable. Porque estás privándote de generar un horizonte económico de previsibilidad para no tomar compromisos que podrían ser -de acuerdo a sus expectativas- no favorables electoralmente. Pero a cambio está generando un riesgo muy fuerte de que cualquier cosa se transforme en una volatilidad mayor en los mercados. ¿Y qué cree usted que le va a pedir el Fondo a la Argentina?-Lo que le va a pedir el Fondo a la Argentina es lo que la Argentina le va a ofrecer al Fondo. Estos acuerdos de facilidades extendidas son programas inventados por el Fondo para asistir a países que tienen problemas de balanza de pagos recurrentes o que su economía no crece lo suficiente. Eso parece pintado para nosotros ahora. Para justamente devolverle competitividad a la economía hacen falta una serie de reformas, que no solo se llaman estructurales porque no se trata solamente de aumentar la tasa de interés o bajar un gasto público o aumentar un impuesto. Se trata de reformas que hacen a la estructura económica del país, que normalmente requieren actividad legislativa. Esas reformas, en términos generales, tienen costos de corto plazo para tener beneficios de largo plazo. Por eso hace falta un periodo largo para irlas implementando en forma secuencial. No es lo mismo empezar por un lado, que por el otro. No se pueden saltar etapas.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, se reunió con la titular del FMI, Kristalina Georgieva, en Washington.

Hay que explicarlas. Hay que dar tiempo a los sectores económicos para que se vayan adaptando para hacer la reforma socialmente responsable. Hoy lo más importante es que un gobierno se ponga de acuerdo en su propio espacio político. No solo sobre si tienen un acuerdo largo. Sino, qué va a hacer durante ese tiempo. ¿Están pidiendo el acuerdo largo porque es el que más plazo da para regalarle al Fondo o están pidiendo un acuerdo largo porque, además, están convencidos de que la Argentina necesita reformas estructurales para tener competitividad la economía, para solucionar el problema fiscal que tenemos? Yo no creo que el Fondo venga con un libreto y le diga a Guzmán “firme aquí abajo”. Creo que está esperando que el Gobierno ponga en frente del Fondo un programa económico, que haya sido discutido en la Argentina con las fuerzas vivas y la sociedad civil y la oposición política, que no es solo Juntos por el Cambio, y diga: “Esto es lo que queremos hacer, este es el país que queremos tener”. Nosotros tenemos un gobierno que claramente tiene un proyecto de poder, pero no está muy claro que tenga un proyecto de país. Eso es algo indispensable ponerse de acuerdo antes de empezar a negociar con el Fondo.​ ¿Otras reformas estructurales?-Otra afirmación del ministro Guzmán fue que las reformas estructurales que pide el Fondo Monetario ahora no son las mismas que pidió en el 2018 cuando obtuvo el gran paquete ¿Realmente es cierto que el Fondo cambió y que hay otras reformas estructurales que exige?-Lo de 2018 no creo que sea un problema de cambio del Fondo. El acuerdo del 2018 fue claramente políticamente motivado. No hubiera existido jamás ese acuerdo si no hubiera existido la relación estrecha entre el presidente Macri y el presidente Trump. Estamos acostumbrados a pensar en que el Fondo viene y nos impone una serie de condiciones. En el caso del 2018 fue bastante parecido a lo contrario. El staff del Fondo estoy seguro que quería un acuerdo diferente. Pero el Gobierno no quería ese acuerdo diferente. Teníamos una situación de liquidez, no era insolvencia. Y una serie de vencimientos con el sector privado concentrado. Lo que hubiera correspondido era que, en ese momento, la Argentina hiciera una reestructuración light. Una reestructuración en la cual los acreedores no pierden valor neto presente de sus acreencias, básicamente las mantienen. Lo que se hace es estirar los plazos y para eso hacía falta el acuerdo con el Fondo.Deberíamos haber reperfilado en ese momento. Hubiera sido muchísimo más sencillo y tendríamos muchísimos menos problemas hoy. Pero evidentemente no era un tema que le convenía políticamente al presidente Macri. Y el presidente Macri tenía una relación muy estrecha con el presidente de Estados Unidos. Era el favorito de los mercados. Tenía mucho poder como para lograr que el director del Fondo aceptara un acuerdo que, claramente, no era un acuerdo típico y que confrontamos con vencimientos concentrados, como los que tenemos ahora, que eran totalmente impagables. Hacía falta un nuevo acuerdo con el Fondo. Lo que se esperaba era que esa lluvia de dólares le permitiera a Macri reelegirse. Entonces este supuesto era que los mercados estuvieran felices, que nos volvieran a prestar y que el Fondo nos hiciera un acuerdo de nuevo. Pero eso es una excepción. Eso fue una irresponsabilidad, no sólo del gobierno de Macri, sino del Fondo Monetario.El puente con el Club de París-El Club de París también pide a Argentina que firmen acuerdo con el Fondo para poder renegociar la última cuota de su crédito de US$ 2.400 millones. Y si no, según Guzmán, le ofrecería un puente. ¿Qué opina usted?-El Club de París tiene unas reglas adoptadas en el 2003, que establecen que cuando un país le pide una reestructuración al Club de París, este nuevamente le pide al Fondo un análisis de sustentabilidad de deuda. Y si el Fondo dice que la deuda es sustentable, el Club de París puede reestructurar, sin el acuerdo con el Fondo. Si el Fondo dice “la deuda no es sustentable”, como dijo en nuestro caso, entonces el Club de París dice “ok, yo reestructuro. Pero primero un programa con el Fondo”. La única excepción que yo conozco y que creí que Guzmán iba a tratar de conseguir, es una que le permitió a Indonesia tener una reestructuración sin un acuerdo con el Fondo. Y el argumento fue “tuvimos un tsunami”. Eso lo obligó a reestructurar la deuda con el Club de París. La pandemia no es un tsunami, pero es una situación evidentemente muy complicada. No me sorprende que el Club de París diga “primero vayan al Fondo, no tenemos ni siquiera un artículo 4 en vigor”.-Otro problema es el artículo 4 con el Fondo y con el Club de París. Ellos lo exigen pero Cristina Kirchner lo ideologiza y no lo acepta. ¿Qué hacer?-Cristina ideológica un poco todo. Pero si no acepta el artículo 4, no lo sé.El default-Con este contexto, ¿Argentina puede entrar en default con el Club de París a más tardar en junio si no hay un puente?-Sí, podría pasar eso. Pero tenemos la posibilidad del puente, que hay que pagarlo y muy probablemente venga con intereses punitorios. Espero que no sean los intereses punitorios que prevé el acuerdo que firmó Kicillof en su momento. Creo que ahí, probablemente, Guzmán tenga un margen de bajar esos intereses punitorios que hoy suenan disparatados, particularmente porque siempre fueron muy altos. Hoy con las tasas internacionales tan bajas, no es nada. Con lo cual yo espero que si hay un puente, que no nos salga demasiado caro.

El entonces ministro de Economía Axel Kicillof y su equipo durante la conferencia de prensa en la que anunció el acuerdo con el Club de París. Foto Luciano Thieberger

-¿El FMI puede mandar a Argentina al default, en medio de esta pandemia?-La Argentina eligió un camino de reestructuración de deuda, que no fue el camino que normalmente se elige y, ciertamente, no fue el camino que el Fondo Monetario recomendó. Normalmente, cuando un país tiene que reestructurar su deuda con los acreedores y además tiene deuda con el Fondo Monetario, empieza por tener un programa económico sólido y políticamente consensuado con las fuerzas vivas del país, para tener fuerza en la negociación. Luego viene la negociación con el Fondo. Hay obviamente ajustes a ese problema de acuerdo a las discusiones con el Fondo y el Fondo financia eso. Una vez que lo financia, queda definido el sobre fiscal que queda para los acreedores privados. Hoy tenemos una situación en la cual reestructuramos con los privados pero nos queda por definir el excedente fiscal que vamos a usar para pagarle el Fondo. Entonces, los privados están esperando. Estamos en una situación muy particular. Es como que la reestructuración que hizo Guzmán es como construir un puente o querer llegar al otro lado del río y empezar por el final: empezar poniendo los pilares que están del otro lado del río, que son importantes evidentemente, pero te falta llegar a esos pilares. Un puente a medio construir no te lleva a ningún lado. Entonces estamos en esa situación-¿Podria ir al default?-Yo creo que políticamente sería muy embarazoso para el Fondo poner a la Argentina en una situación de default. Primero porque el acuerdo de 2018 es indefendible. Y segundo, porque estamos en pandemia. Ahora la Argentina es parte de este problema porque elegimos un camino que se veía que no iba a llegar a ningún lado, porque si no hay plata para todos, hay plata para el Fondo y los que no van a cobrar son los privados.No es nada raro que después de la reestructuración que hizo Guzmán, que fue un éxito teórico, porque postergamos pagos, el mercado sigue sin reaccionar, en un momento en el cual si algo sobra en el mundo son dólares. Y justamente en ese momento aumenta el riesgo país, después de la reestructuración. Nosotros somos parte de nuestra torpeza también.El rol de la pandemia-¿Qué rol va a tener el déficit fiscal, cuando la pandemia ha convertido a todos los gobiernos en keynesianos por obligación?-Los Estados y los gobiernos tienen un rol que no han tenido anteriormente (y no estamos en el gobierno chino). Estamos hablando de los subsidios que están dando los Estados, que normalmente se dedicaban básicamente a facilitar el funcionamiento de los mercados, asegurar el cumplimiento de los contratos, proveer un sistema judicial efectivo, garantizar la propiedad privada y, después, a dejar que la economía esté en manos de los privados. Esos Estados hoy están interviniendo masivamente en decisiones que, en definitiva, son decisiones corporativas. La pandemia ha generado una situación que yo no diría que es keynesiana. La emergencia ha obligado a que los gobiernos que se pueden dar ese lujo den un empujón fiscal y participen en la economía en forma masiva y no sólo fiscalmente, también la parte monetaria. Los bancos centrales (el Banco Central Europeo, pero además fundamentalmente la Fed, el propio Banco de Japón, el Banco de Inglaterra) están emitiendo liquidez en forma alarmante. Han duplicado sus pasivos. Pero como son monedas en las cuales la gente cree y en las que quiere guardar sus ahorros, por el momento va a generar inflación. Además, porque en realidad, la economía está apagada.Lo que me duele es que no tengamos acceso a esa masa de dinero en este momento. Los fondos de pensión tienen compromisos fijos con una población que envejece. Una población activa cada vez más chica. ¿De dónde van a sacar para generar los beneficios que aseguren esas pensiones? Están desesperados por conseguir ganancias. Nosotros ofreciendo un mínimo de seguridad jurídica y un mínimo de horizonte económico, de certeza y de hacia dónde vamos, tendríamos cantidad de oportunidades. Por eso digo que el costo de oportunidad para nosotros es fenomenal. De poner las elecciones por encima del país ahora.Una deuda insustentable ¿Pero usted no cree que el déficit fiscal va a tener un nuevo concepto después de la pandemia? Porque el déficit fiscal hoy es alarmante en todos lados.- Sí, eso es cierto. Lo importante no es solo el déficit fiscal, sino primero qué costos económicos te genera el déficit fiscal. El déficit fiscal en Estados Unidos es cada vez más alto. Estamos en niveles de guerra. El costo del déficit fiscal en Estados Unidos es históricamente bajísimo, porque las tasas de interés son prácticamente negativas y siguen siendo muy bajas. Con lo cual te podes dar el lujo de un déficit fiscal, si resulta que las tasas de interés están muy por debajo de tu tasa de crecimiento, que es el caso de Estados Unidos. Guzmán dijo que cuando una deuda se vuelve insustentable, hay una responsabilidad compartida entre el deudor y el acreedor. ¿El FMI comparte este concepto y cuál es esa solución creativa de la que habla Guzmán? Yo coincido con Guzmán en que la deuda Argentina con el Fondo Monetario es una responsabilidad compartida. No diría que siempre que hay una deuda no sustentable es responsabilidad del acreedor y el deudor. Obviamente lo que él está diciendo es que el acreedor podría haberlo pensado antes y podría haber dicho: “no te presto más”. Con lo que coincido es que el problema respecto al préstamo del 2018 es de responsabilidad compartida. Nuestros problemas seculares no son una responsabilidad del Fondo. Estos son problemas nuestros. Nosotros somos capaces de cavar el pozo cada vez más profundo, solitos. Ahora, lo del 2018 , efectivamente Guzmán tiene razón.El Fondo tiene una responsabilidad en el fracaso de ese programa. Yo creo que es consciente de eso y que eso nos da flexibilidad en la negociación. Creo que el Fondo quiere una negociación en marcha. Viene reclamando esa negociación desde que se sabe que Fernández iba a ser presidente.Munición para negociar-Por lo tanto hay dos cosas a favor de Argentina. Una es la pandemia y otra es esta especie de deuda no sustentable que el FMI está considerando que puede reconsiderar.-La pandemia yo no creo que esté a favor de nadie, nos está haciendo daño a todos. Lo que pasa es que en un momento de pandemia es políticamente más difícil mandar a un país a la quiebra, al default. Pero para negociar sí. Evidentemente, si uno mira exclusivamente la negociación, sí. Pero en realidad nosotros estamos perjudicados tanto por la pandemia como por el desastre del 2018. Ahora, eso si se quiere mirar como el vaso medio lleno, para un negociador, le da munición para negociar porque el otro lado también es copartícipe del problema.- El otro punto es la inflación. ¿El FMI va a aceptar la intervención del Estado, como dijo el ministro o no?

Reuniones de trabajo del ministro de Economía, Martín Guzmán, en su último viaja a Washington.

– Creo que la pregunta no es esa, sino si el FMI va a creer que con la intervención del Estado se va a arreglar. Y la respuesta es no. Ahora, si el FMI va a aceptar la intervención del Estado en políticas de control y políticas de ingreso, coordinación entre trabajadores y empresarios, yo creo que sí. El FMI me parece que coincide y creo que tiene razón en coincidir, en que la inflación en la Argentina es muy particular y multicausal. Nosotros somos un país que tiene una moneda que es el peso. Pero los argentinos irremediablemente tienen dólares en la cabeza. Y eso hace que combatir la inflación con tasas de interés altas en el Banco Central no siempre funciona. En el mundo, en general, el Banco Central levanta la tasa de interés y la gente ahorra un poco más y consume un poco menos, entonces los precios empiezan a bajar. Eso funciona en general. En la Argentina no necesariamente funciona porque la gente que se pasa al plazo fijo, los que tienen capacidad de ahorro, están pensando en la rentabilidad en dólares. No están pensando en la rentabilidad en pesos. El peso es un vehículo para conseguir dólares, nada más. A partir de un momento, cuando el Banco Central empieza a subir la tasa a niveles muy altos, lo que genera es pánico y lo que genera es la memoria es “esto se va a acabar en algún momento”. Entonces mejor salto al dólar. El tema es cuándo salto del peso al dólar y cuánto más alta está la tasa de interés. Ese momento la gente sabe que se acerca.  Cuando la gente empieza a saltar al dólar, primero sube el dólar e inmediatamente sube la inflación, pese a que las tasas de interés altas. Segundo, se desarma la demanda de pesos, con lo cual aumenta más la inflación. Lo que normalmente funciona en el 99% de los países en la Argentina, no.Lo que quiero decir es que la política monetaria no sirve por sí misma para combatir la inflación. Tiene que ser parte del combate público. Pero que tiene que ser con bisturí el tema de la tasa de interés. No como subió el gobierno anterior la tasa de interés a niveles estratosféricos, y de repente lo que generó fue pánico. Yo creo que este Fondo Monetario lo sabe. El anterior lo negaba, y me parece que fue un error enorme. Yo estoy convencido de que este equipo del Fondo va a poder entender.El viaje a Moscú- Guzmán estuvo en Moscú para reforzar una relación estratégica con Rusia. ¿Usted cree que es prudente para Argentina esta relación, cuando nosotros debemos negociar ayuda de los países europeos con el Club de París y con el FMI y especialmente con Estados Unidos y una crisis de Estados Unidos en Europa, con Moscú y con Putin?- Cuando yo vi la palabra estratégica en el comunicado de Guzmán y dijo que íbamos para profundizar la relación de cooperación estratégica, se me pararon los pelos y pensé que era muy raro. Y justamente el día en que habían expulsado 10 diplomáticos rusos acusando de espionaje, acusando a Putin de haber intervenido en las elecciones y Putin estaba poniendo tropas en la frontera con Ucrania. Digamos que me pareció un momento muy desafortunado como para decir: “Nosotros tenemos una relación de cooperación estratégica”. Porque esa palabra estratégica suena a geopolítica. Yo creo que con Rusia nosotros tenemos que tener una relación comercial intensa. Ahora, la cooperación estratégica me parece que es un término que puede ser irritativo.NE

Mirá también

Martín Guzmán: “Cuando el mercado falla, el Estado tiene que intervenir para bajar la inflación”

“Nos quedamos sin nada”: la dura mirada del diario The New York Times sobre la pobreza en Argentina

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Fondo Monetario InternacionalBonos Y Deuda Pública ArgentinaMartín Guzmán

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

Video: la escalofriante publicación que Dazharia Shaffer hizo en las redes horas antes de su muerte

La noticia impactó al mundo de las redes sociales. Dazharia Shaffer, una de las estrellas de TikTok (tenía cerca de 1,5 millones de seguidores) fue encontrada muerta en las últimas horas. Tenía apenas 18 años.
Según las autoridades de Estados Unidos, la joven se suicidó. Y desde su familia aseguraron que sufría problemas de salud mental. “Dazharia nos dejó temprano y la llamaron para volar con los ángeles. Ella era mi pequeña mejor amiga y yo no estaba preparado de ninguna manera para enterrar a mi hija”, escribió Raheem Alla, su padre, en la plataforma GoFundMe.”Ella estaba tan feliz, y estaría tan emocionada de verme cuando regrese a casa después de estar de viaje. Ojalá me hubiera hablado de su estrés y sus pensamientos suicidas. Podríamos haberlo solucionado”, agregó.

Dazharia Shaffer tenía 18 años. Foto: @dazhariaa

Lo cierto es que horas antes del trágico desenlace, “Dee” -como era conocida popularmente en las redes sociales- había hecho una escalofriante publicación que para muchos resultó premonitoria, no tanto por su contenido sino por el título que eligió ponerle.En las historias destacadas de Instagram, la joven se filmó bailando y cantando en su habitación. Inclusive, en estos tres videos cortos, se la puede observar sonriendo.

Dazharia Shaffer sufría problemas de salud mental. Foto: @dazhariaa

Además de estas grabaciones subió una fotografía: se la puede ver en primer plano con la leyenda “Soy fea en la vida real. No se dejen engañar por el maquillaje”. Esta serie de cuatro historias tenían un título estremecedor: “Ultima publicación”, escribió Dazharia Shaffer junto a un emoji de una cara triste, dando a entender que ya tenía tomada su decisión de antemano. 

Dazharia Shaffer era una de las estrellas de TikTok. Foto: @dazhariaa

Por lo pronto, las demás publicaciones que había hecho la joven en Instagram se llenaron de mensajes de cariño hacia ella y hacia su familia. 

Mirá también

Mirá también

Joe Biden frena el plan para forzar la venta de TikTok en Estados Unidos

Mirá también

Mirá también

Llevó su auto a revisar y quedó aterrorizada con lo que el mecánico encontró

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

TikTokRedes SocialesSuicidioSalud MentalEstados UnidosVisteInternacional

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

Video: la escalofriante publicación que Dazharia Shaffer hizo en las redes horas antes de su muerte

La noticia impactó al mundo de las redes sociales. Dazharia Shaffer, una de las estrellas de TikTok (tenía cerca de 1,5 millones de seguidores) fue encontrada muerta en las últimas horas. Tenía apenas 18 años.
Según las autoridades de Estados Unidos, la joven se suicidó. Y desde su familia aseguraron que sufría problemas de salud mental. “Dazharia nos dejó temprano y la llamaron para volar con los ángeles. Ella era mi pequeña mejor amiga y yo no estaba preparado de ninguna manera para enterrar a mi hija”, escribió Raheem Alla, su padre, en la plataforma GoFundMe.”Ella estaba tan feliz, y estaría tan emocionada de verme cuando regrese a casa después de estar de viaje. Ojalá me hubiera hablado de su estrés y sus pensamientos suicidas. Podríamos haberlo solucionado”, agregó.

Dazharia Shaffer tenía 18 años. Foto: @dazhariaa

Lo cierto es que horas antes del trágico desenlace, “Dee” -como era conocida popularmente en las redes sociales- había hecho una escalofriante publicación que para muchos resultó premonitoria, no tanto por su contenido sino por el título que eligió ponerle.En las historias destacadas de Instagram, la joven se filmó bailando y cantando en su habitación. Inclusive, en estos tres videos cortos, se la puede observar sonriendo.

Dazharia Shaffer sufría problemas de salud mental. Foto: @dazhariaa

Además de estas grabaciones subió una fotografía: se la puede ver en primer plano con la leyenda “Soy fea en la vida real. No se dejen engañar por el maquillaje”. Esta serie de cuatro historias tenían un título estremecedor: “Ultima publicación”, escribió Dazharia Shaffer junto a un emoji de una cara triste, dando a entender que ya tenía tomada su decisión de antemano. 

Dazharia Shaffer era una de las estrellas de TikTok. Foto: @dazhariaa

Por lo pronto, las demás publicaciones que había hecho la joven en Instagram se llenaron de mensajes de cariño hacia ella y hacia su familia. 

Mirá también

Mirá también

Joe Biden frena el plan para forzar la venta de TikTok en Estados Unidos

Mirá también

Mirá también

Llevó su auto a revisar y quedó aterrorizada con lo que el mecánico encontró

.st0

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

TikTokRedes SocialesSuicidioSalud MentalEstados UnidosVisteInternacional

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

Mejor comprender antes de criticar

De vez en cuando se suscita un intenso debate acerca de por qué se equivocan las encuestas, pero me temo que eso es un caso concreto que acredita una dificultad más general de predecir los eventos futuros.
No anticipamos la crisis económica ni la sanitaria. Tratándose de decisiones políticas colectivas, el curso de los acontecimientos sigue siendo una caja de sorpresas y eso que no nos faltan instrumentos de análisis y predicción. El Brexit fue una sorpresa, como lo ha sido el resultado obtenido por Trump en las recientes elecciones americanas.¿Cuáles son las causas de esa imprevisibilidad? Unas tienen naturaleza objetiva, se deben a la propia realidad de nuestras sociedades, y otras podrían explicarse por factores subjetivos, un fallo a la hora de percibir acontecimientos futuros.El primer conjunto de explicaciones procedería del tipo de sociedad en que vivimos, lo que unido a la aceleración de los tiempos dificultaría cualquier anticipación de los cambios. Una sociedad menos estructurada es más imprevisible.Vivimos en un espacio que la crisis de la representación y las instituciones de la intermediación ha dejado vacío, emocional y cognitivamente desregulado, apenas protegido frente a cualquier desinformación o manipulación emocional.Es difícil entender cómo funciona una sociedad así y calcular su comportamiento. Tenemos un ejemplo en el desconcierto que nos causaron las recientes protestas contra las medidas de limitación de las libertades para hacer frente a la pandemia. No sabíamos si quienes protestaban venían de la izquierda o la derecha, si eran pijos o antisistema, si se trataba de simples vándalos o de autónomos perjudicados.Esta ininteligibilidad de la sociedad contemporánea se podría explicar también por causas subjetivas. La fragmentación y polarización de las sociedades nos incapacita para entender no solo las posibles razones de los otros sino para prever su comportamiento.La segregación ideológica, informativa, urbana y laboral hace que vivamos en mundos realmente distintos. Una de las consecuencias de esta ruptura es la incapacidad de entenderse unos a otros, no solamente desde el punto de vista de compartir objetivos comunes o compromisos de solidaridad, sino también desde el meramente cognitivo: hacerse cargo de lo que les pasa a los otros, de las razones de su malestar, antes de denigrar el hecho de que no tengan soluciones verdaderas o se dejen seducir por ofertas políticas que no representan ninguna solución.Nunca deberíamos subestimar la fortaleza de lo que aborrecemos, ni permitir que nuestras preferencias se convirtieran en prejuicios. Tendemos a infravalorar lo que despreciamos y esto nos lleva a cometer muchos errores. Recomendaba Spinoza “no reírse de las acciones de los hombres, no deplorarlas, menos aún maldecirlas, simplemente comprenderlas”.Haríamos bien en seguir este consejo, no tanto por razones morales como cognitivas: cuando nos empeñamos en juzgar sin entender solemos acabar haciendo malos análisis y equivocándonos también en el combate contra aquello que detestamos. Que su comportamiento no responda a nuestros criterios de racionalidad no significa que no tenga explicaciones.La elite a la que me refiero se distancia de las pulsiones populistas no tanto porque tiene una idea superior de democracia como porque no sufre las amenazas de precariedad a los más golpeados por la crisis ni comprende los temores de los de abajo.Las elites dirigentes no están entendiendo bien lo que ocurre en el seno de nuestras sociedades, probablemente porque se encuentran en unos entornos cerrados que les impiden hacerse cargo de otras situaciones.En su boca, la palabra populismo se ha convertido en una cómoda etiqueta con la que designar aquello que rechazan y para no tener que abordar los cuestionamientos que ciertas inquietudes sociales hacen de nuestros sistemas políticos.El liberalismo no está acertando a comprender a qué tipo de demandas responde el populismo y se consuela pensando que la extravagancia de alguna de sus peticiones o la incompetencia de ciertos de sus líderes le permite descalificarlo en su conjunto. Quienes se han turnado en la dirección de los asuntos públicos no han entendido lo corrosivo que está resultando para la democracia una persistente desigualdad y diferencia de oportunidades.No podemos quedarnos en una denuncia de la naturaleza demagógica e irracional del populismo, menos aún si solo nos fijamos en alguna de sus expresiones más delirantes. No hace falta compartir la causa de su malestar (en ocasiones un auténtico desvarío, como cuando el miedo se canaliza en odio al migrante, oposición a la sociedad abierta o desprecio por la ciencia) para entender el problema del que son síntoma.La solución a los graves problemas de las sociedades democráticas pasa por entender bien lo que expresa un disgusto que con frecuencia no acierta a formularse adecuadamente, a designar sus adversarios o a elegir a quien puede resolverlos.El autor de esta columna es español y catedrático de Filosofía Política en la Universidad del País Vasco (UPV).Copyright La Vanguardia, 2020.

COMENTARIOS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Encuestas

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

.st0

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

En el nombre del padre: Mick Schumacher se proclamó campeón de la Fórmula 2 antes de subir a la Fórmula 1 en 2021

El alemán Mick Schumacher, hijo de Michael, ganó el título de Fórmula 2, antesala de la Fórmula 1, este domingo en Bahréin, antes de ascender a la categoría reina la próxima temporada de la mano de la escudería estadounidense Haas.
El piloto de 21 años terminó la última prueba de la temporada en el puesto 18, suficiente para proclamarse campeón con 14 puntos de ventaja sobre su último rival, el británico Callum Ilott, 10º en el circuito de Sakhir.”Estoy un poco sobrepasado de momento, me va a llevar unos días… Estoy muy contento y agradecido”, declaró el joven piloto una vez se bajó del monoplaza.Y agregó: “No importa el resultado de esta carrera, somos campeones y es de lo que la gente se acordará”.

Biografía de Mick Schumacher, hijo del séxtuple campeón mundial de Fórmula 1 Michael Schumacher, que se proclamó campeón de la Fórmula 2 este domingo en Baréin – AFP / AFP

Schumi Junior termina con honores una semana clave en su carrera: su ascenso a la Fórmula 1 en 2021, esperado desde hace semanas, con un contrato “de varios años” en Haas (escudería motorizada por Ferrari, en cuya red de jóvenes pilotos está el alemán), se hizo oficial el miércoles.Para prepararse, el hijo de Schumacher participará con la escudería estadounidense en los primeros ensayos libres del Gran Premio de Abu Dabi el viernes y en los test de fin de temporada en el mismo circuito de Yas Marina el 15 de diciembre.Nacido el 22 de marzo de 1999, Mick corre a día de hoy con su primer apellido, pero al principio se inscribió en karting en 2008 con el de su madre, Betsch, y posteriormente usó Mick Junior.

Mick, con barbijo y antes de ser campeón. Foto: EFE

El alemán debutó en un monoplaza en 2015 en el campeonato de Alemania de F4, antes de pasar a la F3 europea en 2017 y de ganar el título en 2018.El joven piloto entró en la Ferrari Driver Academy (siguiendo los pasos de su padre, que conoció la gloria de rojo a principios de los años 2000) al mismo tiempo que en la F2, en 2019.Michael Schumacher, campeón del mundo de F1 en siete ocasiones (1994-1995, 2000-2004), disputó su último GP en 2012 con Mercedes. En diciembre de 2013 sufrió un accidente esquiando y desde entonces su estado de salud es un secreto de estado.

Mirá también

Mirá también

Fórmula 1: Romain Grosjean, tras salvar su vida de milagro, avisó que tampoco correrá en el GP de Abu Dabi

Mirá también

Mirá también

Fórmula 1: Bottas puso las cosas en orden en Mercedes y le ganó la pole a Russell por 26 milésimas

Fuente: AFP

COMENTARIOS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Michael SchumacherFórmula 1Mick Schumacher

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente

Categories
General

A toda máquina: Donald Trump acelera la construcción del muro con México, su obsesión antes de dejar la Casa Blanca

Hace cuatro años, el presidente Donald Trump asumió el cargo con la promesa de construir un muro imponente en la frontera de Estados Unidos con México, un símbolo de su determinación de detener la inmigración de los países del sur y construir una barrera que le sobrevivirá por mucho tiempo.
El presidente electo Joe Biden ha dicho que espera detener la construcción, pero la administración saliente se apresura a completar la mayor cantidad de muro posible en sus últimas semanas en el poder, dinamitando algunos de los terrenos más peligrosos de la frontera. . El ritmo vertiginoso al que continúa la construcción casi asegura que el muro, independientemente de lo que decida hacer Biden, está aquí para quedarse, estableciendo un legado polémico para Trump en lugares que fueron cruciales para su derrota.En el sureste de Arizona, la continua división política en torno al proyecto de construcción ha enfrentado a ranchero contra ranchero y vecino contra vecino en un estado en que un candidato presidencial demócrata ganó por poco por primera vez en décadas.

El presidente Donald Trump recorre una parte del muro en San Luis, Arizona, en junio pasado. Foto AFP

La región está emergiendo como uno de los últimos centros de construcción de muros de la administración Trump a medida que los equipos de detonaciones atraviesan febrilmente las remotas montañas de Peloncillo, donde ocelotes y borregos cimarrones deambulan por bosques de álamos y sicomoros.”Los corredores de vida silvestre, la arqueología y la historia, todo eso está siendo destruido o destruido”, dijo Bill McDonald, de 68 años, ganadero de quinta generación y ex republicano de toda la vida que votó por Biden. “Tragedia es la palabra que uso para describirlo”.Incluso quienes detestan el muro, como McDonald, se preparan para la posibilidad de que dure durante las próximas décadas, y basan sus evaluaciones en las señales del equipo de transición de Biden.Si bien el presidente electo ha dicho que detendrá la construcción de un nuevo muro, otras prioridades de inmigración como poner fin a las prohibiciones de viajar, aceptar más refugiados y aliviar las restricciones de asilo están eclipsando las llamadas para derribar partes del muro que ya existen.Los asesores involucrados con el equipo de transición, que hablaron bajo condición de anonimato para discutir la planificación de la administración entrante, rechazaron la noción de que habría cualquier intento de desmantelar el muro fronterizo existente, y un asesor calificó el muro como una “distracción”. Los funcionarios de Aduanas y Protección Fronteriza todavía se apresuran a cumplir con el mandato de Trump de 450 millas de construcción de nuevos muros durante su mandato, casi duplicando la tasa de construcción desde principios de año. La administración había construido 402 millas de muro al 13 de noviembre.De eso, unas 40 millas no tenían barreras antes de que Trump asumiera el cargo. El resto reemplazó secciones de muro mucho más pequeñas y en ruinas, o secciones que solo tenían barreras para vehículos, que según los funcionarios fronterizos no disuadieron a los migrantes que cruzaban a pie.Detonaciones Algunas de las construcciones más costosas e invasivas se están desarrollando este mes en el Cañón de Guadalupe, un hábitat similar a un oasis para especies raras de aves como el chotacabras de cuello amarillo y el pájaro rey tropical. Hasta que aparecieron los equipos de detonación este año, el cañón era tan remoto, a unas 30 millas de Douglas, la ciudad más cercana, en caminos en gran parte de tierra, que los ganaderos de la zona dicen que los cruces ilegales de migrantes eran extraordinariamente infrecuentes.Ahora, partes del cañón se asemejan a una operación minera al aire libre. Los equipos de trabajo están haciendo voladuras en los acantilados para construir el muro y las carreteras de acceso a él en una de las partes de construcción más costosas en cualquier parte de la frontera.

Jeff Allen, un ciudadano estadounidense explica el inicio de la construcción de su propio muro para impedir el cruce ilegal de migrantes en la franja fronteriza de Estados Unidos y México. Foto EFE

Jay Field, portavoz del Cuerpo de Ingenieros del Ejército, citó las “4,7 millas de terreno desafiante, accidentado y empinado” del cañón en un comunicado en el que explica que el costo por milla de este segmento es de unos 41 millones de dólares, aproximadamente el doble del promedio estimado del muro fronterizo. costo por milla establecido en un informe de estado de CBP 2020.“Esto no solo es desgarrador, sino totalmente inútil”, dijo Diana Hadley, una historiadora cuyo rancho familiar incluye gran parte del Cañón de Guadalupe. Dijo que las barreras naturales habían servido durante mucho tiempo como disuasivo contra los cruces en el área.Estas opiniones críticas del muro están lejos de ser unánimes en esta parte de la frontera. Un destacado partidario del muro es el alcalde republicano de Douglas, Donald Huish, cuya familia emigró a Estados Unidos desde México después de la Revolución Mexicana. “Una vez que el gobierno hace algo tan grande, es muy difícil para ellos retirarlo”, dijo Huish, y agregó que creía que el muro había hecho la ciudad más segura al empujar a los migrantes a cruzar la frontera en tramos de desierto relativamente lejos de Douglas. “Habíamos llegado al punto de saturación de encontrar extranjeros ilegales en nuestros callejones, y ahora esa situación ha cambiado”, dijo Huish, citando el impacto tanto de la construcción del muro ahora en curso como de partes del muro que se construyeron antes de que Trump asumiera el cargo.Otro partidario franco del muro es Belva Klump, de 83 años, cuya familia ha criado en las zonas fronterizas de Arizona durante generaciones.”Todo lo que puedo decir sobre el muro es que me gustaría ver más”, dijo Klump. Cuando se le pidió que ampliara lo que quería decir, la Sra. Klump usó un insulto para referirse a las personas que cruzan la frontera con México sin autorización. “Para eso sirve el muro”, dijo. Uno de sus nietos, Timmothy Klump, de 31 años, lo expresó de otra manera.“El muro es algo de sentido común que mejora nuestra seguridad y evita que mis vacas ingresen a México”, dijo Klump. “Los ganaderos que se oponen al muro son minoría”.

Un miembro de la Guardia Nacional en la frontera con México. Foto AFP

Hasta ahora, la agencia fronteriza ha concentrado la construcción en áreas propiedad del gobierno federal, gran parte de ella en áreas con terrenos que ya impiden la migración, como algunos de los tramos de la frontera en Arizona donde las cuadrillas de trabajo están haciendo voladuras. El gobierno ha acelerado la construcción en algunos de estos lugares al renunciar a docenas de leyes, incluidas las medidas que protegen los cementerios de los nativos americanos y las especies en peligro de extinción.Rodney Scott, jefe de la Patrulla Fronteriza, dijo el mes pasado que el Valle del Río Grande en Texas, un área con cruces ilegales históricamente altos, era una prioridad para la agencia. Pero la construcción ha sido lenta porque el camino planeado para el muro pasa por terrenos de propiedad privada.Apoyo y rechazoSi bien se han construido pocas millas de muro fronterizo en el sur de Texas, ha tenido un impacto inmenso en los propietarios de tierras allí. La administración ha presentado más de 117 demandas contra propietarios de tierras este año para inspeccionar, incautar o potencialmente comenzar la construcción en la propiedad, un aumento de las 27 demandas presentadas en 2019, según el Proyecto de Derechos Civiles de Texas.Richard Drawe, un terrateniente de 70 años en el área cerca de Progreso, Texas, cedió voluntariamente su tierra a la administración para evitar enfrentar al gobierno en los tribunales, admitiendo que la administración eventualmente podría usar su autoridad de dominio eminente para tomar la tierra de todos modos.Hace un año, el muro era solo una presencia que se avecinaba en la distancia . Los bolardos de acero ahora se extienden más allá de su casa, apartándolo a él y a su esposa de las puestas de sol y las espátulas rosadas que les encantaba ver. “Estoy acostumbrado a vivir al aire libre, sin vallas, haciendo lo que quiero”, dijo Drawe. “No quiero ver una maldita pared cuando salga por la puerta”. Pero mientras Drawe, que votó por Trump a principios de este mes, no quiere el muro fronterizo en su propiedad, está de acuerdo en que ayudará a los agentes de la Patrulla Fronteriza a frenar la migración ilegal. Brian Hastings, jefe de Aduanas y Protección Fronteriza del sector del Valle del Río Grande, dijo que el muro le ha dado a la agencia más flexibilidad para ubicar estratégicamente a los agentes en áreas que carecen de barreras o tecnología de vigilancia. “Veremos los beneficios en gran medida una vez que este sistema de pared esté en su lugar sin duda”, dijo Hastings en una entrevista. “Nos permite poder responder más rápido”. Sin embargo, a medida que se intensifica la construcción, algunos dicen que es prematuro aceptar la premisa de que el muro llegó para quedarse.Vicki Gaubeca, directora de la Coalición de Comunidades de la Frontera Sur, dijo que la próxima administración no solo podría detener la construcción, sino comenzar a derribar algunas secciones, especialmente aquellas que son dañinas para las tradiciones indígenas o especies en peligro de extinción.Por Simón Romero y Zolan Kanno-Youngs. The New York TimesPB​

Mirá también

Inmigración y seguridad nacional: la primera gran prueba de Biden

En un campamento improvisado de la frontera entre México y EE.UU. los migrantes esperan que con Joe Biden puedan cumplir “el sueño americano”

COMENTARIOS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Estados UnidosMéxicoDonald TrumpJoe Biden

COMENTARIOS CERRADOS POR PROBLEMAS TÉCNICOS.
ESTAMOS TRABAJANDO PARA REACTIVARLOS EN BREVE.

Comentarios

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Suscribite para comentar
Ya tengo suscripción

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín
Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla
¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Ya la active

Cancelar

Clarín
Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

Nombre

Apellido

Guardar

Cancelar

Fuente